sábado, 12 de junio de 2010

Cancillería rusa señala que contrato de misiles S-300 con Irán se cumplirá

  • Es un sistema móvil que puede derribar aviones y misiles crucero desde una distancia de 150 km, por lo cual, dos adversarios de Irán se oponen a la venta rusa: EEUU e Israel.
  • "Magog" (Rusia) entra en la alianza de los enemigos de Israel


La cancillería de Rusia aclaró que el contrato para el suministro de sistemas de defensa aérea S-300 a Irán no está sujeto a las nuevas sanciones que impuso el Consejo de Seguridad de la ONU (CSNU) sobre Teherán, reportó la agencia china Xinhua.

Según el vocero ministerial Andrei Nesterenko, citado por Interfax, la resolución del CSNU sobre Irán "se refiere a tipos particulares de armas. Puedo decirles que todos los sistemas de defensa aérea con excepción de los portátiles, no están expuestos a las restricciones de la ONU sobre armas convencionales", precisó.

Anteriormente, otros funcionarios rusos habían emitido declaraciones contradictorias respecto a esta transacción indispensable para la defensa antiaérea de Irán ante un posible ataque de Israel.

También, Konstantin Kosachyov, jefe del comité de relaciones internacionales de la Duma Estatal de Rusia, la cámara baja del parlamento, dijo que ningún sistema defensivo, entre ellos los misiles S-300, están incluidos en la lista de sanciones.

Según la agencia Xinhua, el avanzado sistema de defensa aérea S-300 es un sistema móvil que puede derribar aviones y misiles crucero desde una distancia de 150 km, por lo cual, dos adversarios de Irán se oponen a la venta rusa: EEUU e Israel.

El Consejo de Seguridad de la ONU, luego de un largo proceso de negociaciones entre sus miembros en que la propuesta de sanciones de EEUU contra Irán sufrió modificaciones sustanciales a pedido de China y Rusia con vistas a evitar daños a la sociedad iraní y evitar mayor desestabilización de la región, adoptó el miércoles una resolución sin la aprobación unánime de sus miembros para imponer la cuarta ronda de sanciones contra Irán en relación con su programa nuclear.

Al respecto, el presidente de Brasil Luiz Inacio Lula, uno de los dos países que votaron en contra, manifestó que esa Resolución del CSNU era "un capricho" de EEUU. Antes, el mandatario brasileño había defendido su acuerdo con Turquía (el otro país que votó en contra) y con Irán que recogía las propias demandas hacia Irán de las potencias occidentales presentes en el CSNU.

Este viernes el lìder cubano Fidel Castro alertó al mundo en sus últimas Reflexiones de la cercanía de un posible "zarpazo" de Israel que "hoy amenaza a una parte considerable de la población mundial y es capaz de actuar con la independencia y el fanatismo que lo caracterizan".

No hay comentarios:

Publicar un comentario