jueves, 5 de agosto de 2010

Tres drusos del norte de Israel son acusados de espionaje a Siria

  • Noticia permitida para su publicación hoy jueves
  • Según la Biblia, Siri se unirá a El Líbano e Iraq para atacar a Israel, lo que culminará con la destrucción de Damasco


Después de que la acusación fuera presentada, se permitió la publicación acerca de tres residentes drusos del norte de Israel, Majed Shaar (58), de Majdal Shams, su hijo Fada (27), y Mahmoud Masarwa (62), de Baqa el Gharbiya, han sido acusados de proveer información clasificada al enemigo con la intención de poner en peligro la seguridad del Estado, realizar contacto con un agente extranjero, conspiración para cometer un crimen, espionaje grave y entrada ilegal a una instalación militar.

Majdal Shams es una aldea drusa del Golán.

La acusación, presentada por el ramal norte de la Fiscalía del Estado ante el Tribunal de Distrito de Nazareth, afirmó que Majed y Fada Shaar habían estado en contacto con un ex residente de Majdal Shams, Madhat Salah, quien se trasladó a Siria, donde cumplió una serie de posiciones dentro de la administración en Damasco y estaba en contacto con fuentes de inteligencia locales.

Según la acusación, Masarwa entregó información sobre un piloto sirio que había desertado a Israel y actualmente reside en Baqa el Gharbiya. Majed Shaar y Masarwa supuestamente se reunió Salah en Jordania, donde se elaboró el plan para secuestrar al piloto sirio, a quien se le llamó en nombre clave "la novia", a cambio de una compensación económica.

Los dos regresaron a Israel y trataron de localizar al piloto. Durante otra reunión con Salah y un agente sirio, esta vez en El Cairo, se les preguntó a Shaar y Masarwa sobre bases militares en Israel. Salah le dio a Masarwa 1,000 dólares y se comprometió a darle más dinero.

La Fiscalía afirma que esta actividad, incluidos los esfuerzos para localizar al pilotos de Siria, comenzó en 2007 y continuó hasta 2009.

En 2009, según la acusación, Fada, que estudió música en Damasco desde 2002 hasta 2008, comenzó a transferir información en cuanto a "la novia". Majed Shaar incluso obtuvo un sedante y jeringas que planeaba utilizar en el secuestro.

La segunda acusación proporciona detalles sobre cómo Majed y Masarwa filmaron en video bases del Ejército situadas a pocos kilómetros de Baqa el Gharbiya, con la intención de transferir las cintas a Siria.

Una tercer de acusación alega que los acusados pasaron a su contacto sirio, un boceto "que marca el movimiento de las fuerzas del Ejército hacia Siria en el caso de una guerra".

No hay comentarios:

Publicar un comentario