miércoles, 8 de septiembre de 2010

Feliz Año Nuevo 5771

Judíos de todo el mundo, entre ellos casi seis millones en el Estado de Israel, celebran a partir de esta tarde la llegada del Año Nuevo 5771, según el calendario hebreo, que marca el aniversario de la creación del mundo.


  • Este año la celebración ha sido marcada por el proceso de "Paz y Seguridad" que iniciaron tanto judíos como palestinos.

La festividad, que se prolongará durante varios días pues coincide este año en vísperas de la jornada de descanso sabático, se caracteriza por la degustación de alimentos dulces, símbolos de buenos augurios, y el sonido del "shofar", instrumento musical hecho con un cuerno retorcido de carnero.

El nuevo año, conocido como "Rosh Hashaná", se celebra dos días al comienzo del mes hebreo de "tishrei", según una tradición que data de unos 4.500 años, cuando la fecha era anunciada desde Jerusalén a todas las comunidades por medio de hogueras en la cima de los montes.

Y su conmemoración supone el inicio de una serie de días, los "Yamím Noraím", o diez "jornadas terribles", que culminarán con el día más solemne del calendario hebreo, el "Yom Kipur", en el que Dios decide quiénes serán inscritos en el "Libro de la Vida".

Por esta razón y durante esos días festivos y de reflexión, es costumbre escuchar a los judíos religiosos saludándose con la bendición "Gmar hatimá tová", para desear al prójimo que sea inscrito en ese libro.

Entre otros hábitos que dicta la tradición está el de acudir a fuentes de agua, como mares, ríos o manantiales para "deshacerse de los pecados e inmoralidades" del año que llega a su fin.

En la cena ritual que se celebra esta noche, poco después de aparecer las primeras estrellas en el firmamento, se suelen degustar manzanas embebidas en miel, para que el próximo año sea dulce, así como granadas, dátiles, calabazas, garbanzos y puerro, mientras que se evitan todo tipo de alimentos amargos.

La festividad suele venir acompañada por largas horas de rezos en las sinagogas, en las que los sectores ortodoxos buscan la expiación de sus pecados cometidos o no con intencionalidad.

Sin embargo, para los seculares se inicia un período vacacional en el que suelen enlazar varias festividades hasta la última de las conmemoraciones de la temporada, "Sucot", o "Fiesta de los Tabernáculos", que este año se celebra el 23 y 24 de este mes.

En vísperas del Año Nuevo, la Oficina Central de Estadísticas de Israel ha dado a conocer los datos de población del Estado judío, que hoy cuenta con 7,6 millones de personas, de las cuales 5,7 millones son judíos, 1,5 árabes, y 315.500 entran en la calificación de "otros".

Entre las felicitaciones que ha recibido el pueblo judío se cuenta la del presidente de EEUU, Barack Obama, quien auspicia el actual proceso de paz emprendido recientemente por israelíes y palestinos.

"Cuando los judíos en América y en todo el mundo celebran el primero de sus Días Sagrados quiero extender mis más cálidos deseos para el Año Nuevo. "L'shana Tova Tikatevu, que seáis inscritos y sellados en el Libro de la Vida", deseó Obama en una grabación con ocasión de la festividad hebrea.

Y recuerda que "en momentos en que israelíes y palestinos han regresado al diálogo directo, nos corresponde a nosotros animar y apoyar a aquellos que están dispuestos a moverse más allá de sus diferencias y trabajar hacia la seguridad y la paz en Tierra Santa".

Obama recuerda que el progreso en este camino "no será fácil, ni vendrá deprisa", pero insiste en que "hoy tenemos una oportunidad para movernos hacia delante, hacia la meta que compartimos; dos estados, Israel y Palestina, viviendo uno junto al otro en paz y seguridad".

No hay comentarios:

Publicar un comentario