lunes, 6 de diciembre de 2010

Hezbollah dice que detectó aparatos de espionaje israelí en Líbano

  • La inteligencia militar israelí no cesa preparándose para las guerras del fin

El Líbano elevó una queja contra Israel ante el Consejo de Seguridad de la ONU por presuntamente haber hecho estallar a distancia dos de sus aparatos de espionaje puestos en territorio libanés.

La queja, que fue presentada por la delegación libanesa permanente en la sede de la ONU en Nueva York, estipula que ese supuesto acto tuvo lugar en la localidad de Wadi Qaysiyya, en la provincia meridional de Maryeyun.

La explosión hirió a dos obreros que trabajaban en el lugar.

Líbano señaló en su nota oficial que Israel continúa colocando dichos aparatos en el territorio nacional, "en violación flagrante de la soberanía libanesa, del derecho internacional y de la resolución 1701 del Consejo de Seguridad de la ONU", que puso fin a la guerra de 2006 entre ese país y el grupo terrorista Hezbollah.

El movimiento fundamentalista chií Hezbollah, anunció haber frustrado una tentativa israelí de penetrar una vez más en la red telefónica del sur del país.

Hezbollah dijo que sus técnicos fueron capaces de descubrir un sistema de espionaje puesto en dicha red en Wadi Qaisiyya y que al ser localizado los israelíes lo hicieron estallar.

El Ejército libanés comenzó inmediatamente una investigación sobre esta supuesta violación israelí, agregó el informe.

Las autoridades libanesas han detenido en los últimos meses a varias personas que trabajaban en compañías telefónicas locales y que están acusadas de espiar en favor de Israel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario