viernes, 14 de enero de 2011

La aviación bombardeó Gaza por segunda vez

  • Tensa convivencia de Israel y grupos terroristas palestinos
  • La presión terrorista sobre Israel para que ceda territorio

La aviación militar bombardeó tres puntos de Gaza, sin causar víctimas, por segunda vez en las últimas doce horas, tras la eliminación de un miembro del grupo terrorista autodenominado Jihad Islámico.

Cazas F-16 israelíes atacaron al alba dos sitios de Hamás en la franja y un campo de entrenamiento de la Jihad Islámica, en la zona central y meridional de la enclave costero, según testigos.

Uno de los centros del brazo armado de Hamás, las Brigadas de Izz Din Al Kasam, fue bombardeado en dos ocasiones, lo que causó además importantes daños materiales a las viviendas colindantes, según fuentes de la seguridad palestinas.

También otro de los ataques, en el barrio de Al Zeitun de la ciudad de Gaza, causó "daños considerables", según los testigos.

El ataque se produjo luego que la Jihad Islámica prometiera venganza por un ataque aéreo doce horas antes que abatió a Mohamed al Nayar, miembro de esa organización.

La aviación lanzó un misil contra la motocicleta en la que circulaba cerca de la ciudad de Jan Yunes, en el sur de Gaza.

Poco después de la eliminación del terrorista, el ministro de Defensa, Ehud Barak, advirtió a los grupos palestinos durante una visita a la base militar de Kisufim, junto a Gaza.

"Quiero decir a la otra parte -Hamás, Jihad Islámica y Comando de Resistencia-: 'Les sugiero que no nos prueben' (...) Si los ataques contra Israel continúan, habrán más ataques en la parte palestina", advirtió Barak.

No hay comentarios:

Publicar un comentario