lunes, 21 de marzo de 2011

Terroristas palestinos disparan más de 50 cohetes contra el sur de Israel

  • Presion terrorista sobre el pueblo de Dios
  • Israel es presionado para ceder su territorio heredado por Dios
El sur del país fue bombardeado por una andanada de más de 50 cohetes y proyectiles de mortero lanzada por terroristas palestinos, desde la Franja de Gaza.

Dos personas resultaron levemente heridas y dos viviendas fueron dañadas.

La mayoría de los proyectiles fallaron su objetivo y cayeron en terrenos descampados del Consejo Regional Eshkol. Sin embargo, dos de los proyectiles estallaron en dos kibutzim (comunidades colectivas) de la zona.

Los residentes recibieron órdenes de permanecer dentro de sus hogares y en los refugios.
El ministro de Exteriores Avigdor Lieberman instruyó al enviado en las Naciones Unidas para que eleve una queja formal.

"La ofensiva de esta mañana, que se lleva a cabo mientras la Autoridad Palestina y Hamás están hablando de reunificación, muestra que el apoyo internacional al Estado palestino que están tratando de obtener, es en realidad el apoyo para la creación de un Estado terrorista", aseguró Lieberman en el comunicado que enviará a la ONU.

El "objetivo" del futuro Estado palestino es "primero y principal la destrucción de Israel", precisó el canciller.

El mes pasado, dos cohetes de tipo Grad fueron disparados contra la ciudad de Beer Sheva, por primera vez desde la guerra contra el movimiento terrorista islámico Hamás, que controla Gaza desde 2007.

Ayer, terroristas palestinos dispararon un misil antitanque contra las tropas de Tzáhal (Ejército de Defensa de Israel) que patrullaban la frontera con Gaza, territorio que el Estado judío evacuó unilateralmente, en septiembre de 2005, para que los palestinos comenzaran a construir su Estado.

Aunque las organizaciones palestinas más populares continúan obsesionadas con el objetivo explícito o implícito de destruir a Israel; estos grupos siguen cosechando simpatía y amplio apoyo internacional, sobre todo entre los denominados sectores "progresistas" de Europa occidental.

No hay comentarios:

Publicar un comentario